Actividad 2: Solución creativa de un problema

Técnica empleada: Solución creativa de un problema.

Descripción de la Técnica

Muchas veces la labor de un grupo queda mediatizada por el tiempo de que dispone para su realización; en otros casos, que un grupo pretenda tomar decisiones como tal, cuando las posturas individuales sobre las mismas son diversas, puede resultar difícil, e incluso imposible. Las técnica de la “solución creativa” está especialmente diseñada para facilitar esta tarea al grupo, anudándole a rentabilizar su tiempo y esfuerzo.

Objetivo:


a) Observar actitudes grupales en la solución de problemas.

b) Explorar las influencias interpersonales que se producen en la solución de un problema.


Desarrollo:


1. El monitor explica que se trata de dar con una solución creativa de un problema; para lo cual debe llegar al consenso. Todos deben prestar mucha atención al proceso de discusión, pues al final tendrá que ser analizado en grupo.


2. A continuación, expone el problema que los subgrupos deberán solucionar en unos diez minutos:


“Hace años un comerciante londinense era deudor de una gran cantidad de dinero a una persona que le había hecho un préstamo. Este último se enamoró de la joven y bella hija del comerciante. Y le propuso un acuerdo: le cancelaría la deuda si llegaba a casarse con su hija. Tanto el comerciante como su hija quedaron espantados pues no lo querían. El prestamista propuso que dejaran la solución en manos de la Providencia. Sugirió que pusieran una piedra blanca y otra negra dentro de una bolsa de dinero vacía; la joven debería sacar una de las dos piedras de la bolsa. Si sacaba la piedra negra se convertía sin más en su esposa y quedaba cancelada la deuda del padre. Si sacaba la blanca, se quedaba con su padre y también quedaba cancelada la deuda. Si no aceptaba este juego providencial, el padre iría a la cárcel y la hija moriría de hambre. Aunque obligados por la situación, el comerciante y su hija aceptaron. Salieron a un camino del jardín que estaba lleno de piedras. El prestamista se agachó para coger las dos piedras y con habilidad logró meter dos piedras negras en la bolsa. La joven cayó en la cuenta de la estratagema. Entonces, el prestamista pidió a la joven que sacara la piedra que iba a decidir tanto su suerte como la de su padre”.


Se trata, en este punto, de que el grupo dé una solución que encontró la joven para poder quedarse en compañía de su padre y que les fuera cancelada la deuda.


(Solución: la joven del cuento metió la mano en la bolsa, cogió una de las dos piedras y al sacarla, sin mirarla, y como por descuido, la dejó caer entre las demás piedras del camino quedando mezclada con ellas).












Descripción del grupo:


Somos un grupo de amigos de la infancia, compuesto por dos hermanas: Yolanda y

Carmen, una familia; Esperanza, Chema y su hija Esperancita y mi humilde persona.


Participantes:


Esperanza (Administrativo de la SS, 48 años)

Esperancita (Estudiante, 17 años)

Carmen (Inspector de Hacienda, 47 años)

Yolanda (Inspector de Seguros, 48 años)

Chema (Técnico de mantenimiento del metro de Madrid, 50 años)


Moderador: María Teresa (yo misma)



Desarrollo de la dinámica:


Inicio

 
 

 

Decidimos quedar en una cafetería tranquila a la hora de la merienda. Nos sentamos en una mesa redonda que nos permite una buena visión del grupo. Pasamos a formar dos subgrupos por sorteo, quedando de la siguiente manera:

Grupo 1:

Portavoz: Esperancíta (expone la conclusión al resto del grupo)

Secretaria: Yolanda (toma nota de la discusión y el resultado final)

Esperanza

Grupo 2:

Portavoz: Carmen

Secretario: Chema

Cuando se acomodaron por separado los dos grupos leí la historia e hice la pregunta: ¿Qué solución encontró la joven para poder quedarse en compañía de su padre y que les fuera cancelada la deuda?



Desarrollo

 

Una vez expuesto el problema, cada subgrupo discutió la solución durante unos diez minutos, tomando nota del proceso. Al termino del tiempo se pasó a exponer la solución consensuada de cada subgrupo y a reflexionar sobre el proceso de discusión de cada uno.


Solución del Grupo 1:


La muchacha se lo cuenta a su padre que se hace pasar por muerto y ella aprovecha para suplicarle que le deje guardara el luto por su padre, el individuo accede y el padre y la hija se mudan a otro país huyendo del prestamista.


Lectura del acta del Grupo 1:


Al principio nadie decía nada, hasta que Esperanza propuso que la chica hiciera trampas como el prestamista. Yolanda sugirió que se inventara una enfermedad contagiosa pero al resto no les pareció que el hombre se lo fuera a creer y además Esperancita añadió que podía consultar a un médico. Entonces Esperancita sugirió que el padre fingiera su muerte. Esperanza entonces alegó que también podía consultar a un médico, a lo que Esperancita respondió que el padre tomó una pócima que le hace parecer muerto. Esperanza siguió discutiendo la idea pero al final Yolanda apoyó a Esperancita y el grupo llegó al consenso. Esperanza añadió que la chica puede pedirle al prestamista que le deje guardar el luto antes de casarse, entonces Yolanda propuso que huyeran del país para que el prestamista no los pudiera encontrar.



Solución del Grupo 2:


La muchacha al sacar la piedra hace como que se le cae y aprovecha para pintarla de blanco con una tiza.


Lectura del acta del Grupo 2:


Carmen se mostraba muy reacia a dar ninguna solución porque decía que este tipo de cosas no se le daban bien. Chema empezó a disparatar con algo sobre extraterrestres y abducciones, entonces Carmen propuso que la chica engañara al prestamista con algún truco, como puede ser cambiar las reglas y hacer que las piedras signifiquen lo contrario. Chema no creyó que el prestamista aceptara algo así y dijo que la chica podía hacer como que se le caía la piedra para tener tiempo de pintarla de blanco. Carmen sugirió que podía pintarla con una tiza.

 


Discusión de todos los participantes:



La propuesta del grupo 1 gustó bastante pero cuando le preguntamos que por qué lleva la chica una tiza nos dieron respuestas bastante descabelladas (porque es su talismán, se la regaló su madre antes de morir y siempre va con ella). Todos coincidimos en que no existía una razón realista en la historia que justificara lo de la tiza.


La propuesta del grupo 2 fue la que se llevó todos los votos, aunque es un poco complicada, es la que resulta más creíble.


Todos estuvieron de acuerdo en que en los dos grupos Yolanda y Carmen desempeñaron un papel algo pasivo al principio, aunque una vez establecida una idea posible colaboraron apoyándola y mejorándola. Por otra parte se apuntó que Chema y Esperancita fueron los más realistas buscando soluciones y que a Esperanza le gustaba llevar la contraria y mostrarse un poco cabezota.


Cuando le dí la solución al grupo, todos me miraron con cara de asombro y se produjo una algarabía general. Al final concluimos que la respuesta más simple es la más difícil de encontrar.




Reflexión:


En el grupo podemos distinguir unos tipos de personalidades marcadas; los que no desean dar su brazo a torcer y defienden sus ideas por encima de toda lógica. Los inseguros que dan una solución porque no les queda más remedio pero argumentando que no tienen ni idea y por tanto no realizan ningún esfuerzo por buscar algo verosímil sino que inventan cualquier disparate, lo cual puede ser bueno ya que abre vías que nadie habría tenido en cuenta, aunque la mayoría de las veces no tienen pies ni cabeza. Y los que se esfuerzan en buscar una solución realista aunque resulte algo complicada, estos son los que tienen más posibilidades de convencer al grupo pero le pueden hacer caer en trabajos que requieren un esfuerzo no justificado para salvar la situación.


En la discusión de las posturas de cada uno creo que sería necesario analizar cada proposición con una mirada más objetiva, se tiende a juzgar rápidamente sin reflexionar demasiado. Por un lado están los que no escuchan sólo piensan en cómo defender su postura y los que desde el comienzo han dado por no válida la suya. Es necesaria una mayor reflexión y escucha activa para realizar esta técnica.


Como conclusión final añadir que la teoría de la navaja de Ockham; “la solución más probable a cualquier problema es siempre la más sencilla”, resulta muy difícil de aplicar, ya que los seres humanos tendemos a complicar las cosas simples.

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s